Portada del blog ¿Cómo saber si es seguro trabajar en tu cabina de pintura?

En muchas ocasiones tenemos una cabina de pintura en nuestra empresa, la cual se tiene en condiciones no idóneas,  en ocasiones se presentan  brisadas de pintura (over spray),  lámparas fundidas, filtros sucios y muchas veces no cuentan con un sistema de extracción correcto, pero ¿Cómo saber si tu cabina de pintura es segura?

Antes que nada, es necesario conocer más de una cabina de pintura; son diseñadas, fabricadas e instaladas tomando en cuenta la normativa de NFPA (National Fire Protection Asociation).
A continuación se presentan algunos factores para identificar si tu cabina de pintura es segura.

Flujo de aire.
¿Sabes cuál es la velocidad del aire dentro de una cabina de pintura?
Una cabina de pintura debe de tener un flujo de aire de por lo menos 100 FPM. Este flujo es determinado por el tipo de aplicación y el tamaño de la cabina.

Estándares Eléctricos.
Según la IFC (International Fire Code) cuando hay elementos eléctricos dentro de una cabina de pintura deben de cumplir con la denominación Clase 1 División 1, ya que en una cabina de pintura siempre hay solventes. Los elementos eléctricos que se encuentran a más de 3 ft de una abertura de una cabina pueden ser Clase 1 División 2, como lo muestra la siguiente imagen.

Filtros de extracción.
Las cabinas de pintura precisan grandes cantidades de aire por motivos de fiabilidad operacional y salud para evitar, que el pintado sea dañado por contaminantes y que los residuos del proceso no afecten a las personas ni contaminen el medio ambiente.

Se requiere un alto grado de separación, aunque las concentraciones de polvo y los caudales de aire sean altos. Es por lo que dependiendo de su tipo de aplicación se debe de elegir el filtro que mejor se adecue a su proceso, un filtro tiene tiempo de vida y se debe conocer para reemplazarlo conforme a su saturación y permitir el funcionamiento correcto de la cabina.